top of page

Copenhague: La joya de la corona danesa

Texto: Ana Bouzas / Fotos: Mariana Eliano para Autos&Viajes

Situada en la región más dinámica del norte, la región de Orensud, se caracteriza por contrastar antiguos edificios con las más modernas construcciones.


Sus canales, sus lagos y el mar forman el paisaje perfecto de esta moderna capital, la mayor ciudad Escandinava. Sus edificios y casas, muy tradicionales, y las calles estrechas, hacen que presente elementos más característicos de un pueblo que de una gran urbe.


Tranquila y ordenada, donde reinan las bicicletas y la amabilidad de sus habitantes, Copenhague es una bella ciudad para perderse y poder disfrutar de un hermoso paseo por sus calles y sus parques.

Por eso no es mala idea recorrerla justamente en bici o a pie. Un lindo recorrido bien podría iniciarse con una visita a la universal estatua de La Sirenita. La tierna y pequeña figura de bronce más famosa de la ciudad, que conmemora la heroína de uno de los cuentos más populares de Hans Christian Andersen. Ubicada en el parque Kastellet o Ciudadela donde se encontraba el viejo fuerte del puerto, hoy es uno de los espacios verdes más reconocidos de la ciudad, está da la bienvenida al visitante que llega a la capital en barco.


A poca distancia se encuentra el Palacio Amalienborg residencia de invierno de los reyes de Dinamarca y la Iglesia de Mármol ubicada en el barrio de Frederiksstaden casi como un trocito de Paris. El barrio de Nyhavn – Puerto Nuevo - , antiguamente el barrio rojo de la ciudad, es hoy lugar de bulliciosos restaurantes y confiterías con mesas al aire libre y calles peatonales con gran actividad durante todo el día. Hans Christian Andersen vivió en tres diferentes casas de este barrio.


La Nueva Plaza – Kongens Nytorv – es una de sus puertas de entrada al barrio y al puerto nuevo, a través de varias calles peatonales del reconocido barrio de Stroget. En esta zona se encuentra la famosa calle peatonal y comercial Stroget. Es imprescindible pasear por esta calle, la más larga de Europa, para comprender la esencia danesa, ya que esta plegada de cafés, restaurantes, elegantes y exclusivas tiendas de indumentaria, anticuarios y pequeñas galerías de arte.


Por sus alrededores se encuentran varios edificios muy interesantes de conocer como el Teatro Real, Museo de Arte Decorativos, Museo Nacional de Arte, Centro de Diseño Dansk y el Ny Carlsberg Glyptotek entre otros.

Las joyas de la corona pueden admirarse en el atípico Castillo de Rosemborg, construido por el rey renacentista Christian IV. Parece un castillo de cuentos de hadas. El mismo se encuentran justo en el centro de los jardines reales, Kongens Have, el parque más frecuentado por los habitantes de Copenhague y turistas ansiosos por tomar sol, jugar al fútbol y merendar. Muy cerca el Jardín Botánico donde disfrutar de la sensación de sentirse en el trópico rodeado de una inmensa vegetación.


Ahora ha llegado el momento de subir a lo alto y contemplar la ciudad desde la Torre Redonda, el paisaje es aquí magnífico. Desde las alturas se divisa la calle peatonal Kannikestra de la ciudad vieja donde se encuentra la Catedral y la Universidad.


El paseo monumental termina en el Tívoli, el parque de diversiones más antiguo de Europa. Inaugurado en 1843 cuenta con 25 paseos, juegos y centros comerciales, 2 teatros, un escenario al aire libre y un museo. Abarrotado, caro y kitsch, el Tívoli sigue siendo atractivo, particularmente por las noches cuando los árboles se iluminan con linternas. Varios conciertos y eventos especiales se celebran todos los veranos así como un hermoso mercado de navidad en diciembre.


Uno de los escenarios más interesantes de Copenhague, que no se pude dejar de conocer el la comunidad autónoma de Christiania. Aquí se puede llegar caminado y sus puertas están abiertas a todos los que deseen visitarla.


Christiania es un lugar muy especial, aquí se planta y consumen libremente marihuana, hachís y otras sustancias naturales. Fundada en 1971 por habitantes del barrio que tomaron un cuartel vacío con el objetivo de crear un parque infantil para sus hijos. Hoy el lugar es reconocido por todo el mundo por su libertad de pensamiento, los hippies, sus talleres, cafés y bares. La zona es particularmente interesante porque muchos de los residentes han diseñado y construido sus casas con una gran imaginación.


En Copenhague uno encontrará todo lo necesario para pasar unos días magníficos, encontrará muy buen alojamiento, restaurantes de nivel internacional, museos, encantadora tiendas, una animada vida nocturna y la posibilidad de realizar excursiones y paseos por la ciudad y sus alrededores.*





댓글


affiliate-banner-es-300x250.jpg
  • Instagram

mientras,

EN INSTAGRAM

Recibí nuestro Newsletter

bottom of page