Pasado por agua

AQUATICA. Su exuberante paisaje inspirado en las paradisíacas islas del pacífico sur, combina un ambiente playero, animales marinos y emocionantes toboganes.

 

TEXTO: Ana Bouzas          FOTOS: SeaWorld Florida, Jason Collier

Ubicado a diez minutos del centro de Orlando, este parque perteneciente a SeaWorld Parks es la combinación perfecta de parque temático, parque de atracciones y acuario. Habiendo disfrutado varios días de agitados parques de diversiones, el día en Aquatica fue ideal para el esparcimiento y la relajación. Con el calor de la Florida, dar un agradable paseo por el río lento, relajarnos en las reposeras de playas y experimentar la adrenalina de los toboganes era justo lo que necesitábamos.

 

Una vez dentro la alegría de la gente se mezcla con las pintorescas playas de arena blanca, las aguas transparentes de las piscinas, los atractivos toboganes y por supuesto la interacción con exóticos animales marinos. 

 

Aquí hay diversión para todos los gustos. Quienes disfrutan de la tranquilidad, las piscinas con o sin olas y un paseo en gomón por un río lento son ideales, más aún si este pasa a través de un mundo submarino coloreado por exóticos peces tropicales. Para los amantes de la adrenalina los coloridos toboganes son su mayor desafío. El parque cuenta con más de treinta de ellos que proponen divertidas y alegres experiencias.

 

El Dolphin Plunge es la atracción principal del parque. Aquí dos toboganes transparentes en forma de tubo lo llevan a gran velocidad a través de una gran laguna poblada por hermosos delfines de Commerson, con su típica coloración blanco y negro que los asemejan a pequeñas orcas. La velocidad y la adrenalina es tan fuerte que tuve que intentarlo varias veces para poder ver pasar a estos curiosos animales.

 

En mi lista de los mejores no pueden faltar Whanau Way, cuatro toboganes donde la velocidad y los movimientos son excelentes; Taumata Race, donde se compite por llegar primero en una carrera de deslizamiento en alfombras de goma en un serpenteante circuito cerrado terminado en una vertiginosa caída; Tassies Twister, que propone lanzarte por un tubo a gran altura que desemboca en una enorme embudo donde luego de varios giros uno es absorbido por un enorme hueco para desembocar al río. La caída es fantástica.

 

Recientemente inaugurada, la nueva atracción Ihu´s Breakaway Falls se lleva todos mis aplausos. Única en su tipo, está compuesta por un tobogán cerrado de más de 24 metros de altura que comienza con una caída libre vertical, ideal para los amantes de emociones extremas. Pero lo que lo hace aún más diferente es la forma de tirarse ya que se ingresa parado al tubo a través de una cabina con tapa trasparente, y a la cuenta de tres el piso desaparece y uno también.

 

Divertido y diferente, el Roa´s Ride es un río rápido que arrastra a las personas con chalecos salvavidas por las violentas aguas. Para los más pequeños se destaca el Walkabout Water, una inmensa fortaleza o laberinto de lluvia de 18 metros de altura,  repleta de color, animación y aventuras. Casitas para escalar, pequeños toboganes, cubetas llenas de agua y varias fuentes son pura diversión.

 

No importa con quien vaya ni la época del año que lo visite, Aquatica esta siempre abierta a la aventura, al descanso y el entretenimiento.•

 

Please reload

© 2014 AUTOS&VIAJES Magazine